buscar



LEYENDA DE PACARITAMBO O DEL CERRO TAMPUTOCO

anuncios google
LEYENDA DE PACARITAMBO O DEL CERRO TAMPUTOCO

Llamada también Leyenda de los Hermanos Ayar.
Por Oscar Espinar La Torre *
-Según esta leyenda, en tiempos muy lejanos, de tres ventanas del cerro Tamputoco salieron los hermanos Ayar, con sus respectivas hermanas. Sus nombres eran: Ayar Manco, Ayar Cachi, Ayar Uchu y Ayar Auca. Sus hermanas eran: Mama Ocllo, Mama Huaro, Mama Ipacura y Mama Rahua. Las cuatro parejas marcharon en dirección al Cuzco en busca de tierras fértiles…
Los hermanos convierten en piedra a Ayar Cachi
-Ayar Cachi era el más fuerte y de cada hondazo que arrojaba formaba una quebrada, alarmando a los hermanos por su poder. Con engaños lo hicieron volver a Tamputoco en busca de ciertos vasos de oro y semillas.
-Una vez que Ayar Cachi entró en la cueva, le cerraron la entrada con una piedra grande y le dijeron que allí quedaría siempre. Al escucharlos, Ayar Cachi comenzó a dar fieros gritos con tanta fuerza que temblaba la tierra, se abrían los montes, se estremecían los cielos. Cuenta la leyenda que los hermanos siguieron su camino y que, de pronto, Ayar Cachi se les apareció dotado de alas. Se posó cual un cóndor gigantesco en la cumbre del cerro Tampu Quiro y les ordenó fundar el Cuzco.
-siguieron caminando los hermanos hasta llegar a la vista del cerro Huanacaure y un día al amanecer vieron que el arco iris había salido y que uno de sus extremos caía sobre el mismo cerro, a lo cual Ayar Manco dijo a sus hermanos que era el signo de buen augurio y que desde ese cerro verían el lugar más apropiado para establecerse.
Ayar Uchu, convertido en piedra
En el camino los hermanos vieron una huaca y enviaron a Ayar Uchu a destruirla, pero al hacerlo quedó convertido en piedra, habiendo pedido a sus hermanos que, en recuerdo suyo, cuando hicieran la ceremonia del Huarochico, lo adoraran.
Entristecidos los hermanos continuaron su camino y bajaron por la ladera hasta el pie del cerro, ya cerca del valle del Cuzco…
La fundación de la ciudad imperial
-Ayar Manco mandó a Ayar Auca a que tomara posesión, de acuerdo a las costumbres de la época, del lugar que había de poblar (agregó Wiracocha, y continuó): Ayar Auca, de quien se dice que le habían salido alas, voló al sitio indicado y al llegar a posesionarse quedó convertido en piedra…
-¡Otra vez! (exclamó el niño). Sonriendo, el dios, dijo: -Sólo quedó Ayar Manco y sus hermanas quienes se establecieron luego en el Cuzco, en donde se fundó el poderoso y admirable Imperio de los Incas…

* OSCAR ESPINAR LA TORRE: "MITOS DEL ANTIGUO PERÚ"

0 comentarios:

Publicar un comentario

Relacionados

buscar en este sitio



te gustará

facebook

Powered by Jasper Roberts - Blog